Retos Femeninos

Comparte tus experiencias y conocimiento.

El poder significa generalmente la capacidad o la posibilidad de obrar, de hacer; de producir efectos en individuos, grupos humanos, en objetos o en fenómenos.

En sociedad, el sentido es la capacidad del hombre de modificar relaciones y conductas. El ser humano es también objeto de ese poder social, como los hijos con los padres o, en otro sentido, el poder de la naturaleza y sus resultados en el entorno.

Como fenómeno social define entonces la relación entre los hombres, con influencias del grupo hacia el individuo, y en sentido inverso.

La capacidad de determinar conductas es una posibilidad que se da en la relaciones humanas, potencialmente es posible casi todo. Si modificamos nuestra conducta indubitablemente influimos en el comportamiento del grupo en cualquiera de las extensiones que pensemos de éste.

Empoderarse es asumir con responsabilidad el entorno y las repercusiones hacia él. Tomar el poder de nosotros mismos significa modificar equilibrios energéticos y equilibrios de grupo. En este sentido tener como respuesta hacia la sociedad o hacia el conjunto, conductas negativas sin conciencia de camino y sin responsabilidad, es hacer que el grupo pierda, la familia, los vecinos, la ciudad o el país.

Empoderarte es más que una responsabilidad, es una obligación que requiere el ejercicio cotidiano, el saber qué se quiere y qué se rechaza; tomar riendas, definir caminos, asumir responsabilidades es en suma el efecto de empoderamiento que debe ser objetivo primario; los esfuerzos aislados llevan a resultados indeseados o poco congruentes entre sí; este pues el camino.

¿Cuándo podemos decir que existe la capacidad de empoderamiento? Esencialmente cuando tenemos los recursos para ello; la habilidad de convertir éstos en resultados; combinarlos correctamente y cohesionarlos; es tener la disposición de utilizar los insumos y capacidades.

Los recursos en este caso los tenemos todos, las habilidades pueden ser distintas, se aprenden, se perfeccionan.

La disposición y el valor son absolutamente necesarios, es lo que compartimos aquí en este espacio, es uno de los secretos, es decidir querer llegar a la meta, tomar acciones, influir en el entorno a través de nosotros mismos.

El ejercicio consiste en aportar elementos para ayudar a activar la decisión que ya tienes, para modificar el sentido de las cosas.

Una historia empoderadora es aquella que contiene éxito, es aquella en la que dejamos atrás las quejas y el sufrimiento.

Comparte con nosotros tu historia en este espacio y sobre todo comparte la decisión fundamental de cambiarla, comparte tus sueños y atrévete a ser feliz, pon en marcha TU DECISIÓN, lo mereces.

Cuéntame, ¿eres una persona con una historia empoderadora, o sin éxito, te quejas continuamente?

Vistas: 68

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Retos Femeninos para agregar comentarios!

Únete a Retos Femeninos

Comentario de Liliana Rodríguez el marzo 7, 2011 a las 10:06am

Infórmate.

La información es una herramienta básica para conseguir el empoderamiento. Búscala, analízala, integrala y crece.

Comentario de wendy mendez rivera el marzo 4, 2011 a las 8:06pm

Gracias adios! no. para que quejarce y preocuparce, mejor actuar de la mejor manera y siempre pensando positivamente.

saludos!

Comentario de Ma. Soledad Moreno Gómez el marzo 1, 2011 a las 8:10pm

NOOOO!!!!!!!!!! Yo no me quejo, le echo muchas ganas a todo y cuando hago algo nuevo, lo que sea, me digo: YA NO SOY LA MISMA!!!!!!!!!!!!!!! y les doy mis recetas a todas y comparto todo lo que leo, lo que escucho, lo que escribo, etc, etc. Mi mamá me tenía un dicho:"Tú pagas para que te alquilen"!!!!!!

Saludos Sol

DA CLICK A LA IMAGEN

Twitter

© 2020   Creada por Retos Femeninos.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio